Home » 21ª Etapa Cabañas Raras Villafranca del Bierzo 16,1 Km.

Esta corta etapa discurre en parte también por carretera y el resto por pistas de grijo, siguiendo la Vía Nova, el trayecto es mas agradable que la etapa anterior, ya que a ambos lados tenemos frutales y viñas. Aproximadamente a la mitad del recorrido y después de bajar una pequeña cuesta hay una rotonda donde confluyen por la izquierda con nosotros los peregrinos que siguen el “Camino Frances”. Unos metros mas adelante y a la derecha podréis comer o beber algo si lo precisáis, en el complejo hostelero llamado La Moncloa. Hemos llegado a Cacabelos.

 Es este un lugar datado ya en la Edcacabelosad de Bronce, de lo cual da fe la arqueología, y también de la Época Romana pus parece ser que por estos lares estuvo situada Bergidun Flavium, una ciudad desde la que se administraban las explotaciones de oro de la zona. Posteriormente el paso de peregrinos  le dio nuevas oportunidades de engrandecimiento llegando a contar con varios hospitales y varias iglesias. Actualmente la parroquia  de Santa María, la ermita de San Roque y el Santuario de las Angustias en el que está situado el albergue, son los lugares de culto en este antiquísimo núcleo, que cuenta con todos los servicios, completándose la oferta con unos muy aceptables vinos, de la zona.

Valtuille es el siguiente pueblo, en el que un yacimiento arqueológico llamado Castro Ventoso da fe de su antigüedad. La iglesia está dedicada a La Asunción.

Villafranca del Bierzo, donde estuvo enclavada la ciudad celta de Bergidun. Es nuestro final de etapa, y también del “Camino Olvidado”. d_villafranca_bierzo_iglesia_francisco_leon

Su progreso como consecuencia del paso de peregrinos favorecidos por los monjes negros de Cluny fue vital, siendo estos apoyados  a su vez por Sancho Garcés III de Pamplona, por el Conde Don Sancho de Castilla y más tarde por Alfonso VI.

Toda esta colaboración dio al traste con la Ruta de la Montaña. Aquel itinerario que discurría exclusivamente por las montañas y que los peregrinos para adorar las diferentes reliquias y al Santo Apóstol siguieron con tanta devoción y de una forma espontánea desde más allá de los Pirineos se fue quedando en el olvido.

Como también se quedaron Las Asturias y su Capital “Oviedo”. Hasta la llegada de los Benedictinos pasaban los peregrinos siempre por Liebana y Oviedo antes de continuar hacia Compostela. La invención del Camino del Salvador fue muy posterior para intentar contentar a los astures. Del paso de los peregrinos por la Cordillera Cantábrica dan fe, los topónimos, las docenas de lugares donde se les daba cobijo, los cuales ante la falta de peregrinos, los más humildes se fueron entregando a los más importantes para quedar al fin todos desaparecidos. Hoy se sabe de su existencia por los viejos escritos, y por sus nombres en las fincas que ocuparon.villafranca del Bierzo

Tiene Villafranca tres iglesias, la de Santiago de Estilo Románico tardío, donde se ganaba el jubileo pasando por la puerta de los peregrinos, la de San Nicolás y la de San Juan, también un castillo, varios palacios, además de varias casas blasonadas. Aquí tenemos todos los servicios y también albergues de peregrinos.

Para comer y dormir,la oferta es amplia

Los ciclistas pueden seguir el mismo itinerario

Esperamos que os haya sido gratificante peregrinar por este Viejo Camino siguiendo la Ruta de la Montaña. Suerte, Salud y Buen Camino.

AGRADECIMIENTOS Y PESARES

Llegados a este punto se nos hace imprescindible mirar hacia atrás, recordando hace varios años cuando iniciamos la recuperación de este “Camino Olvidado” que nos ofrecía serias dificultades para seguir su trazado en algunos tramos. Viendo la luz al caer en nuestras manos el libro. El Viejo Camino de Santiago, de D. José Fernández Arenas, o sea que por segunda vez. Muchas gracias profesor, Y que descanses en Paz.

También queremos dar las gracias a cuantos han colaborado con nosotros y nos han ayudado en esta aventura: Juan Manuel Díaz, Juani, Enma, Nani, Juan Miguel, Fernando, Candi, Jacinto, Asociación de Amigos de los Caminos de Santiago de Bizkaia,  Concejalías de Cultura y Oficinas de Turismo de los diferentes Ayuntamientos de paso, por su colaboración en cuanto a la información solicitada y a la limpieza de los caminos.

Por ultimo queremos expresar nuestro pesar porque hay zonas donde las referencias sobre el paso de peregrinos se duplican y al seguir el actual trazado otros pueblos  se seguirán quedando en el olvido, hasta que alguien verifique las posibles variantes y sean señalizadas.

                                 Adolfo Diego de Miguel.  Año 2012